Convierte tus problemas en oportunidades

¿No os resulta agotador tener que estar auto convenciéndoos todo el tiempo de que “TODO ESTÁ BIEN”, cuando sois conscientes plenamente de que algo “no marcha bien” dentro de vosotros mism@s? Veréis, a mí en particular… ¡me encantan las personas positivas! Lo que ocurre es que me agradan más, dada su sinceridad y autoaceptación: Las Personas Optimistas Realistas… Porque detesto el Auto engaño.

Por lo que, en mi opinión, esa conducta que nos conduce a proceder incorrectamente, es decir, que nos lleva a mostrar un “fingimiento continuo” es errática y nociva. Sobre todo, cuando ese “algo” que está sucediendo en nuestro interior y que nos provoca cierta sensación de angustia o irritabilidad, es ignorado.

 

 

Cuando sentimos que “algo” está sucediendo en nuestro fuero interno; ignorar ese “algo” es exponerte a un “futuro” bloqueo que estanque todas las parcelas de tu vida. Si de pronto tu Mente y tu Cuerpo están de acuerdo en que algo falla “ahí “, en ese lugar imposible de explicar, pero que sabes que se haya en lo más profundo y recóndito de tu “Ser”: ¡No los ignores! 

Busca la Causa, y si no sabes cómo encontrarla, te ayudo a hacerlo, pero hazlo, porque, a la larga, ignorar lo que te sucede, (sea lo que sea), puede resultarte tremendamente perjudicial. Pues, lo creamos o no, tenemos la “Responsabilidad” y la “Obligación” de “escuchar” tanto a nuestra Mente como a nuestro Cuerpo. Y, sin embargo, la tendencia y, la mala costumbre de ignorar a ambos, cuándo están de acuerdo en algo.  ¡Con lo difícil que es que la Mente y el Corazón se pongan de acuerdo!

Pero, recuerda que debes de hacerlo, sin ignorar a tu Espíritu, lo que realmente resulta, toda una proeza o hazaña humana. Pero yo confío en Las Potencialidades del Ser humano. Ya que, absolutamente todas las personas están dotadas de un “Poder Personal”, a través del cual, son capaces de superar grandes “Obstáculos”. Dado que todas las personas tenemos Capacidades y Habilidades sobradas para enfrentar cualquier tipo de Circunstancias (por desagradables que éstas sean). Pero, obviamente, para superar esos “obstáculos” (o lo que es lo mismo, esos problemas con los que convives a diario), se requiere de la voluntad necesaria para realizar tal acto. Por lo que, necesitarás de la Intención de querer hacerlo, del deseo de mejorar tu calidad de vida y para ello, resulta tremendamente positiva la Automotivación. Y, por supuesto, que no te resistas a los cambios. Pues tener que fingir que estamos bien todo el tiempo e ignorar ese “algo” que sabemos que “no va bien”, es no ser sinceros con nosotr@s mism@s. 

Realmente no es necesario acudir al Autoengaño. No siempre las Circunstancias apremian ni juegan a nuestro favor y negar esta “Realidad”, es negarnos a nosotros mismos y a nuestras humanas emociones. ¡Y tenemos derecho a la Libre “Expresión”! Tanto como a la “Libre Elección” … por tanto, esto nos lleva a una pregunta esencial, que es: Si puedo escoger mis emociones, ¿por qué escoger sentirme mal pudiendo sentirme bien conmigo mism@? Solo necesitas esa “causa” para sentirte bien en tu propia piel, que justo aparece cuando “descubres” que es aquello que hace que te sientas mal. 

¿Quieres ser verdaderamente positiva? Pues convierte tus problemas en Oportunidades, en puro afán de Superación o en un Reto, pero jamás conviertas tus problemas es Obstáculos insalvables. Recuerda que: <<Te conviertes en lo que piensas>>. Sé entonces tu propia opinión, crea tus propias ideas y saca tus propias conclusiones.

 

 

Yo, por ejemplo, soy de opinar que podemos superar cualquier Suceso o Circunstancia, siempre y cuando seamos capaces de ser Seres Positivos, a la par que sensatos. Es decir, siempre y cuando seamos capaces de admitir y aceptar todos nuestros “estados”. O lo que es lo mismo, nuestras Luces y Sombras. Porque este post, va más allá de aportar la idea de convertiros en esos seres tremendamente positivos, y mucho menos en la de trasmutar en “Seres Perfectos”, dado que trata de que aceptéis el reto y el desafío de transformaros en: “Seres Reales”. Pues en un Mundo Imperfecto, ser imperfecto es lo “real”. 

Que ni la Vida no te engañe, porque cada “problema” que te presente, es un reto, un pulso que te echa, porque cada “obstáculo” es una oportunidad disfrazada de dificultad. Intenta todo, debilítate, desfallece, coge fuerzas, e inténtalo de nuevo, y si caes repetidamente, levántate todas las veces que tropieces. Si vuelves a errar, y tienes otro “traspié”, no importa, permítete equivocarte de nuevo y aprende la lección, júzgate sin severidad, acepta tus “limitaciones” y, si son mentales, hazte un favor a ti mism@, y NO TE CONDENES por ello, solo obsérvate, autoanalízate, exprésate, descúbrete… rompe ese Esquema Mental Autodestructivo desde ya, perdónate y por, sobre todo: 

¡JAMÁS TE RINDAS!

 

A mí, particularmente, me encanta el “positivismo positivo”, insisto, el “real”, de hecho, todos los días hago un “esfuerzo” (por mínimo que sea), para que el mismo forme parte de mi vida. Dado que humanamente, solo soy un ser vivo de entre tantos de los que en el Mundo habitan, con sus Pensamientos y, por ende, con sus Sentimientos y Emociones. Que, como todos, ha de vivir con el “peso” de sus Decisiones, Acciones y Circunstancias. Pero soy un ser de esos que buscan siempre posibles soluciones, porque entendió que los “problemas”, (en la mayoría de los casos) son generados por el Entorno, los Sucesos o las Circunstancias, o auto generados por nuestras Creencias, Actitudes o por nuestro habitual y acostumbrado “Patrón de Comportamiento”. Y, porque, además, los problemas son “autónomos” y vienen solos sin que los busquemos, por propia “Iniciativa”.

Y entiendo en las sesiones eso que decís de que, en ocasiones, parece que el Mundo va tan deprisa, que no te da tiempo a gestionar esos problemas que van surgiendo. Y que, “encima”, te “roban” ese tiempo que os pido y que necesitas para poder reflexionar sobre vuestra vida y sobre la existencia misma. 

Pues la falta de Reflexión y de Auto Análisis, impide en cierto grado, el que puedas “autoevaluarte” como “persona” para poder opinar sobre ti mism@, desde la verdad de tu Ser. A solas, estás contigo y con más nadie. Pero deja fuera el Auto engaño, ya que éste influye de forma negativa en tu Proceso de Desarrollo Personal y Espiritual. Sobre todo, porque el auto engaño, nace en tu Mente (a partir de tus Pensamientos y Creencias), por lo que NO tiene la “intención” de dejarte espacio suficiente para que logres obtener una Conciencia Plena. Porque a tu Mente no le interesa que “aniquiles” al Ego que la alimenta. Así que instalará en ti la excusa de “tengo otras obligaciones” que atender, cuando la primera obligación de un ser humano es el Conocimiento de su propia esencia. Pues si como persona, no autoanalizas tu forma de reaccionar, por tanto, de vivir y la de experimentar la vida… ¿qué alternativas a parte de aquello a lo que tus Pensamientos te “obliguen” te queda? Y recuerda que tu Mente tiene instaurado el NO PUEDO en sus “falsos argumentos”. Y que… Lo negativo y perjudicial de todo esto, es que tú, a ella (que te cuestiona a diario), es decir a tu Mente, NO la cuestiones en absoluto. Porque si no lo haces, ella mantendrá un Control Absoluto sobre ti, al controlar tus Pensamientos y por, ende, tus Emociones.

 

¡Busca tu Esencia verdadera y toma el Control de tu Vida!

¡COMPÁRTELO!

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on telegram
Share on reddit
Share on email
Share on print

ARTÍCULOS INTERESANTES

COMENTARIOS